clima

Línea Directa 24/Mar/2017

Genoveva Castro Manzanilla
Correo: genovevacastrom17@gmail.com
- Aa +
  • Línea Directa-1020
  • Línea Directa-1021



Por Genoveva Castro Manzanilla

 
Esta es una semana de muchas acciones que comparten dinámicas propias de los tiempos cercanos a las elecciones presidenciales y toda la cargada de otros premios que se jugarán en el tan esperado 18. La altura va desde el centro del país hasta todos los municipios pasando con sus respectivos estados. El aumento de interés para los premios de consolación que en ocasiones son las nada despreciables nominaciones para las Senadurías o bien Diputaciones Federales.
De todo trae este acontecer que conlleva a estas fechas, más penetración de los que poseen el poder por intentar bajar a sus opositores y estos a la vez cuidando lo obtenido con descontentos expresados y callados, según trabajo político realizado en universidad local, como ejercen cada semestre, evaluando el acontecer público de la localidad y sus consecuencias nacionales. Un valor agregado de estas tareas, es que, al parecer, se ha evitado que metan las manos, políticos, de uno u otro bando.
Las forjas de los universitarios parecen aún, al menos en ese centro educativo privado, no llevar la contaminación de las cuestiones oficiales o partidistas. Las posiciones desde donde arrancan sus carreras parece no ser prioritarios para ellos las componendas que ofrecen ciertos políticos y, menos ser parte de eventos domesticados para el manipuleo, según observadores que ven con optimismo esa sana generación de ciudadanos. Poseen la valentía de poder expresar con plena libertad sus pensamientos, consensos, análisis, propuestas, críticas y reflexiones con alternativas, agregó el mentor muy satisfecho de sus alumnos.
Llamó mucho la atención que, en sus entregas a sus maestros, no figurara entre sus alternativas para los próximos gobiernos municipales, de Mérida, de Yucatán y de la nación; ninguno de los que a diario costean campañas de imagen en busca de sumar acechos para las encuestas finales. Por el contrario, se vieron en esas hojas didácticas nombres de empresarios, pero, tampoco, se contaba entre ellos, los nombres de quienes dirigen actualmente las organizaciones del ramo, por cierto, muy pegadas a los poderes públicos, casi en lo general, según destacaron los ponentes.
Los jóvenes universitarios criticaron el que precisamente la Universidad pública se vea ahora como una posición posiblemente política o la antesala para luego ascender a cargos netamente de la canasta de intereses político-partidista. En donde los perfiles se contradicen, para dar paso con todo a quienes logren campañas al interior de su consejo. Es más, subrayaron que ven como una utopía, el que habiendo tanta gente preparada en la cultura y las artes en su institución tengan que estar nombrando coordinador de la Filey, bajo posibles arreglos más políticos y comerciales que de trascendencia para esa magnitud de evento a gente externa de esa casa de estudios, pero, además, identificada con materia de negocios, no literaria, pero sí, recibiendo beneficios económicos del oficialismo para costearle la renta de un teatro, en posibilidad de analizar más a fondo este, y otros negocios con gente de la acera oficial. Vaya, que bueno que existan, como otras células en la buena formación, esa identidad de analizar con propiedad y libertad sus conceptos personales; esto, en verdad es ganancia para renovaciones positivas. Veremos más adelante como van desarrollando temas siguientes. Estemos pendientes.
Otra vez, desde la emblemática Ciudad de México, esa que gobierna Miguel Mancera con su declarada intención de su candidatura presidencial, en su momento, nuestros enlaces se acomodaron en sitio muy distinguido en Paseo de la Reforma, lugar privilegiado desde donde hondearon una posibilidad, pues en verdad realista, al dar el nombre de Roberto Antonio Rodríguez Asaf, como lo que es, uno de los delfines del Gobernador en turno en Yucatán, Rolando Rodrigo Zapata Bello.
Como dijera el ex presidente municipal de Mérida y dedicado a lograr concesiones y negocios de los gobiernos de todos calibres, Luis Correa Mena, personaje que no oculta ante sus amigos las líneas directas de las fuentes de millonarios negocios que ha seguido alcanzando dentro de las esferas oficiales más ahora con los parientes de Mauricio Vila que por el otro extremo también son sus parientes: Rodríguez Asaf y Víctor Caballero tienen el mismo jefe político, cuentan con la misma estructura de la mano de jefe del Ejecutivo Estatal, podrán tener sus allegados, pero al fin es el mismo grupo.
Sin embargo. No por ahí va el comentario principal. El asunto es que esos expertos del centro, ahora ven con más posibilidades al especialista de las finanzas y negociaciones, al cercano amigo de Zapata Bello hoy encaramado en esa fundamental Secretaría General de Gobierno, la segunda posición en el organigrama de petición, hay otras, pero son para otros servicios del hoy y para el mañana, recuerdan los asistentes a esta interesante reunión de excelentes amigos.

Coinciden que, por muchas razones, don Roberto Antonio puede dejar a todos atrás en la marcha por el sitio de honor, además de que, por el conocimiento de los números, le garantizaría a Rolando Rodrigo la salida, y, continuidad de proyectos más allá del presente sexenio ya en su fase semifinal. El izamaleño ha demostrado conducción efectiva en la política interior, tiene su grupo de jóvenes que les está dando escuela y asistencia laboral, ya se volvió experto en el manejo de los dineros, sabe apretar las partidas presupuestales.
Dicen ahí en México que en sus negociaciones no da mucho margen para gastar más de lo necesario de las arcas públicas, conserva arraigo en la zona rural, no le hacen falta a estas alturas cuestiones de costeo en caso de una campaña gubernamental y sobre todo, después de un inicio con algunos golpeteos al programa del Escudo, ahora lo delega, sin perder la fuerza de su coordinación general. Ya envió a gente de Ivonne Ortega Pacheco a hacer lo necesario en las colonias, escuelas con el presupuesto clave de Prevención del Delito. Vaya un político, un funcionario y un amigo del Gobernador que posee la virtud de estar en una posición por demás importante como vitrina para demostrar la formación, lealtad y fuerza en el trabajo del hoy.
Para mañana, quizá, tengan razón nuestros analistas capitalinos de que Roberto Antonio es una extraordinaria carta en la mesa de las negociaciones por parte de Zapata Bello. Veremos, aunque muchos ya quedaron más que nerviosos, con este segundo encuentro en el mismo club y, en fechas claves entre el Presidente de México Enrique Peña Nieto y el Senador yucateco Emilio Gamboa Patrón, muchas interpretaciones; pero la realidad es que se dio ese encuentro; por un lado, recibiendo un espaldarazo a vista de todos los yucatecos don Emilio para su proyecto a través de su hijo Pablo Gamboa Miner que puede ir desde el Senado y quizá hasta la grande de Yucatán y, por el otro lado, con los mismo índices de aprobación del presidente se los anexa a la familia Gamboa Miner. Tiempos de mucha reflexión, observación y atención de las varias movidas claves en el tablero nacional y local. Atentos todos. Interesante, muy interesante.

Versión Impresa

-64