clima

Reflexiones en voz alta 20/Oct/2017

Carlos Capetillo Campos
Correo: carlos_capetillo@hotmail.com
- Aa +
  • Reflexiones en voz alta-1438


Por Carlos Capetillo Campos
carlos_capetillo@hotmail.com / @capetillocampos


Desde la campaña del 2007, los priistas se montaron en la unidad de todos los actores políticos para lograr una casi total unidad, suficiente para recuperar el Palacio de Gobierno de la 61 con 60 por una abrumadora mayoría.
Desde entonces todos los aspirantes a cualquier puesto de elección popular convocan como esencia de su campaña a la unidad.
Y la mayoría cumple y desde luego de acuerdo con su participación así se incorporan a la caravana del triunfo.
Y desde luego hay un paraguas y referencia, para que todos se cobijen y para que no pierdan el camino.
Ese paraguas es el Gobernador del Estado, priista de toda su vida, con amplio conocimiento del partido del que ha sido Presidente en el Estado, ha dirigido dos campañas, ha ocupado diferentes cargos en la administración pública estatal, tanto en el poder ejecutivo como en el legislativo y lo mejor de todo es la labor que ha realizado estos cinco años como Gobernador, que ha impulsado al Estado a mejores condiciones de bienestar y de desarrollo sólido y constante, que lo ha puesto en los primeros lugares en los temas calificados a las entidades federativas y a él ser calificado como el mejor Gobernador del país en los últimos tres años.
Su aceptación social es el paraguas que cobija a los aspirantes y la referencia para que nadie pierda el camino.
Pero los muchos aspirantes a hoy a la gran silla, están a la vista de toda la sociedad, saben muy bien que el factor indispensable para el triunfo es la unidad y es la esencia de sus discursos, de sus actitudes, de sus recomendaciones a sus equipos, a quienes les insisten una y otra vez que no son enemigos, son compañeros del mismo camino los que aspiran a conducir los destinos de este maravilloso Estado, que día a día con el trabajo coordinado de todos, va logrando que sea la estrella de nuestro golpeado país.
Y repito: hace muchos años que no llegaban a estas fechas tantos personajes con méritos para gobernar Yucatán, cualquiera de los elegidos por el PRI tiene méritos suficientes para ganar bien y gobernar mejor. Desde luego a los tiempos señalados por la Ley, el partido formalizará quien será el abanderado y quienes competirán por los muchos cargos tanto federales como locales que estarán en competencia, por el método que hoy el Consejo Político Nacional acuerde en su reunión, que dentro de unas horas tendrá lugar.
Y no se aprecian los golpes bajos o guerra sucia de otros tiempos entre los priistas, que tanto daño les hizo. Hay madurez política entre los aspirantes y claridad en las estrategias y hoy no se trata de exhibir lo negativo de otros sino presumir lo mejor de cada uno y los resultados en el desempeño de su responsabilidad. Que algunos simpatizantes por medio de las redes difunden comentarios que pueden interpretarse como guerra sucia, eso es opinión de la oposición que busca enfrentamientos que los debilite.
Hay entre ellos una espléndida combinación de juventud y experiencia, de talento y conocimientos, de ímpetu y serenidad. En fin, la sociedad está tranquila porque no ve improvisación ni sorpresas.
Y aunque ha habido sorpresas por parte del PRI nacional, allá saben que el horno no está para bollos y lo mejor es dejar las cosas de Yucatán en manos de quienes saben y se han ganado con resultados, tomar la decisión que mejor garantice el futuro de nuestro Estado.

Versión Impresa

-96